banner ads

7 gastos fantasma que puedes evitar

¿Tienes un presupuesto y aún así terminas con la cartera vacía?

Esta situación es común y sucede porque existen gastos que aparecen como ninjas: sigilosos, hacen daño y se van. Así que presta atención a estos 5 gastos que pueden explicar por qué sigues en el hoyo, sin ver un cambio en tus finanzas.

1.- Membresías que no utilizas.

Ten cuidado con las membresías y servicios a los que te suscribes y luego olvidas. Spotify, Netflix, los seguros que no pediste pero te cobran en el plan telefónico. Recuerda que el inicio del año y verano son las temporadas perfectas para que los gimnasios, tiendas club, deportivos, etcétera, ofrezcan sus membresías a precios “inigualables”. Suena lógico lo que diremos, pero aún así la tentación es grande: no adquieras una membresía que genera un cargo automático a tu cuenta. Y sobre todo, si ya hiciste el gasto, utiliza la membresía, ¡comprométete! Recuerda que este 2016 es de hábitos, no de propósitos. 

2.- Consumo vampiro.

Gente: los aparatos electrodomésticos conectados siguen consumiendo energía aunque estén apagados. Además, generan contaminación al planeta. A este tipo de gasto de energía se le conoce como “consumo vampiro”; los aparatos electrónicos que lo generan son televisores, cargador de celular, computadora portátil o de escritorio, microondas, equipos de sonido, aire acondicionado, estufa, entre otros. Haz la prueba, desconecta tus aparatos electrónicos y mira cómo tu factura de chuparte la sangre.

3.- Cargo por pago con tarjeta de crédito.

Aléjate de los lugares que cobran un porcentaje por pago con tarjeta de crédito. Este cobro está prohibido por acuerdo entre bancos y comercios, pero aún así hay tiendas departamentales y de servicio que cobran entre un 2% y un 5%. No te vayas con la finta de que “es poquito dinero”, pues finalmente es TU dinero y sólo estás reduciendo tu cuenta bancaria a cambio de nada. De acuerdo a Braulio Carbajal, la CONDUSEF reporta que si sólo 2% de las compras diarias fueran cargadas con esta comisión, las personas afectadas serían 70 mil y la suma recabada sería de 2.2 mdp diarios.

Existen gastos que aparecen como ninjas: sigilosos, hacen daño y se van.

4.- Preferir La comodidad sobre el ahorro.

Si sacas dinero de cualquier cajero automático, si pides un Uber cada que puedes, si no controlas tus gastos hormiga, si te da flojera prepararte un sandwich, etc… puedes vaciar tu cartera más rápido de lo que imaginas. La cuestión con estos gastos es que su costo parece razonablemente bajo y por ello inofensivo, pero a la larga forman un hábito de consumo que sí nos afecta.

El costo de algunos gastos parece razonablemente bajo e inofensivo, pero a la larga forman un hábito de consumo que sí nos afecta.

5.- Cargo por pago retrasado e intereses.

No pagar a tiempo, ya sea facturas de servicios o tus tarjetas de crédito, genera un cargo adicional. Cuídate también de los intereses que genera el uso de la tarjeta de crédito, recuerda que pagar el monto mínimo es morir por harakiri. El cargo por pago retrasado o por intereses es una de las peores formas (a lo mejor es la peor) de tirar tu dinero a la basura, simplemente te mantiene trabajando y estresado.

6.- No negociar tus Cuentas.

A veces estamos pagando una suma elevada por cuentas de servicios que ya son obsoletos. Te invitamos a hacer una lista con todas las suscripciones que tienes: de celular, teléfono, cable, internet, etc. Llama al centro de atención a clientes y pregunta por la posibilidad de reducir tus pagos; muchas veces los prestadores de servicio acceden a negociar una tarifa a cambio de que actualices tu suscripción o ceden si mencionas que estás buscando otra compañía.

No pierdes nada con preguntar, nosotros lo hicimos y conseguimos pagar menos por mejores servicios :)

7.- Ignorar eL mantenimiento del Hogar.

No subestimes el daño que una gotera puede hacer a tu bolsillo. Presta atención a los detalles en casa que necesitan mantenimiento, como una fuga de agua o gas, problemas de humedad, mosquiteros rotos, entre otros. No te acostumbres a vivir con los deterioros, mucho menos lo hagas bajo la lógica de que estás ahorrando unos pesos. Eventualmente, repararlo puede salir más caro.

¿Sabes de otros gastos que vacían la cartera sin darnos cuenta? Cuéntanos sobre ellos, deja tu comentario y comparte tu experiencia con la comunidad de Querido Dinero.

Dános tu Opinión